Paro por el Gasoducto Sur inicia con bloqueo de vías en ingresos a regiones del sur

06 junio 2019

Manifestantes tomaron carreteras desde tempranas horas impidiendo el ingreso a la región de Cusco desde Puno y Arequipa. En la Región Imperial la medida es contundente.

A estas horas de la mañana ya se ven las acciones tomadas por los cientos de manifestantes que participan del paro macroregional de 24 horas en las regiones del sur. Los pobladores piden la reactivación del proyecto del Gasoducto Sur que se encuentra paralizado desde el 2017 y beneficiaría a dichas ciudades.

Desde tempranas horas, protestantes acatan la medida, siendo Cusco el principal punto hasta el momento. Los integrantes de diversos gremios y civiles en general han bloqueado con decenas de piquetes la vía Angostura, por donde ingresan los buses interregionales de Puno y Arequipa a Cusco. Además del sector de Saylla, Tica Tica (Anta) y Ccorao de la provincia de Cusco.

En la misma ciudad casi la totalidad de dueños de los buses detransporte público suspendieron sus servicios por temor a las represalias, pese a que la dirigencia ayer había dicho que no iban a acatar la huelga. Muy temprano un piquete del Sindicato de Construcción Civil desinfló las llantas de algunos vehículos. Ciudadanos tienen que ir caminando a sus centros laborales.

Policías ya se dirigen a las zonas para tratar de controlar la medida. En tanto, se pide a los conductores tomar sus precauciones para evitar quedarse varados en las carreteras. Donde ya se ve decenas de vehículos en cola.

En la región imperial se han suspendido las labores escolares en su totalidad. Asimismo, mercados se mantienen cerrados.

Con este paro de 24 horas se busca pedir al Gobierno central la reactivación del Gasoducto del Sur, rebautizado como Sistema Integrado de Transporte de Gas (SIT Gas) y que se encuentra paralizado desde el 2017 a causa de la corrupción.

La empresa Odebrecht no cerró en financiamiento debido al escándalo en que se vio envuelta y que hoy es investigado por la Comisión Especial Lava Jato.

Fuente: La República.