Cusco: solo uno de cada dos pacientes que ingresan a UCI sobrevive a COVID-19

16 febrero 2021

Problema. Infectados llegan con daño pulmonar severo y es poco lo que se puede hacer. Autoridades de salud piden cumplir medidas preventivas como lavado de manos, distanciamiento, etc.

La curva de contagios y decesos sigue en alza. Cusco registró en estos últimos cinco días entre 10 y 18 decesos y entre 250 y 400 nuevos casos de COVID-19.

Cada día llegan a los hospitales más pacientes que necesitan hospitalización. Según el jefe del Área COVID-19 del Hospital Regional, Enrique Arana, cada día llegan unos 20 pacientes y el 80% deben ser internados debido a la gravedad de sus estados de salud.

Según el gerente regional de Salud (Geresa), Juan Spelucín Runcimán, solo uno de cada dos pacientes que ingresan a UCI logra vencer a la COVID-19. “Cuando una llega complicado y es internado a UCI de inmediato es que está grave. La posibilidad de morir cuando llegan a UCI es el 50%”, explicó.

Todo indica que el aumento de los decesos se debe a dos hechos complementarios: falta de camas UCI y el estado grave en el que llegan los pacientes. Spelucín dijo que antes, en la primera ola, los pacientes llegaban a los hospitales a tiempo. Muchos eran tratados con oxígeno y así se evitaba que ingresaran a UCI, área del que pocos salen vivos.

Ahora en cambio la mayoría de pacientes llegan con un compromiso pulmonar grave y requieren oxigenación asistida, es decir, deben ser entubados a un ventilador mecánico. “Poco es lo que podemos hacer cuando llegan graves”, precisa Arana.

Las 33 camas UCI, habilitadas en los tres hospitales del Cusco, están ocupadas. “UCI solo tiene 18 camas equipadas y todas están llenas. Apenas uno sale se ocupa por la cantidad de pacientes en espera que hay”, explica un personal del Hospital Adolfo Guevara Velasco de EsSalud.

El gerente Juan Spelucín pidió a la población usar los oxímetros de pulso para medir la saturación (cantidad de oxígeno en la sangre) de los contagiados. “Si la saturación baja por debajo de 87% debe ir a un hospital, sino está agravando su salud”, refirió.

En tanto, solo el 60% de la capacidad hospitalaria para pacientes no críticos está ocupada. Spelucín anunció que aumentarán el número de camas en breve dado que ya se aprobó el aumento de horas complementarias (horas extras) para el personal de las UCI en los hospitales. “Personal de UCI e intermedios pasarán de 8 a 22 guardias como trabajo extra o complementario. También ese beneficio podrá ser para el personal del primer nivel de atención”, anotó.

El oxígeno

Cusco, a diferencia de otras regiones, cuenta por ahora con suficiente cantidad de oxígeno medicinal para atender la demanda de los pacientes. El abastecimiento está asegurado gracias a Cenares, la empresa Industrias Cachimayo y las plantas de oxígeno de las provincias de Calca y Canchis.

El hospital Antonio Lorena demanda 500 m3 diarios. “Estamos abastecidos gracias a Cenares, Cachimayo y un contrato con un privado”, refirió Manuel Sotelo, director del Lorena. Mientras que el Regional necesita diariamente 650 m3. “Tenemos 850 m3. Hay una reserva”, precisó Jorge Galdós Tejado, director de este nosocomio.

Harán descarte de COVID-19 en zonas de acceso al Cusco

El Gobierno Regional del Cusco refuerza las medidas para contener la segunda ola de la COVID-19. Instalará equipos sanitarios en tres puntos de las principales vías de acceso a la región imperial: Marangani (Canchis), Limatambo (Anta) y Quincemil (Quispicanchi).

“En estos lugares se efectuarán diagnósticos rápidos y controles de nuevos casos”, afirmó Javier Ramírez, director ejecutivo de Inteligencia Sanitaria de la Geresa. Con la detección temprana se busca reducir los contagios y así bajar las estadísticas de casos positivos.

En tanto, Geresa informó que con las 5199 vacunas fueron inmunizados con la primera dosis más del 60% del personal de salud de hospitales y centros de salud de primera línea.

Fuente: La República.